Blogia
zonafantasia

capítulo 1

-Kerdse huret akjij

Tras estas palabras, un grito cortó el silencio de la noche.

Kandrek se levantó de su lecho tras escuchar el angustioso grito, se vistió silenciosamente y bajó donde provenía el grito. Al llegar, se encontró con una horda de furiosos soldados que intentaban derribar la gran puerta de roble que separaba los dos espacios del gran castillo. Mientras, dentro de la habitación, el suceso que todos temían se llevaba a cabo, el asesinato de la princesa komey.

Al ver que los furiosos soldados no lograban nada, Kandrek  se dispuso a llamar a la guardia real de su padre, el rey de Jazkilit. Nada más llegar la guardia y conocer la situación, se mandó llamar al rey para dar noticia de lo que estaba aconteciendo. Mientras algunos soldados seguían luchando contra la imponente puerta, otros, utilizaban el ingenio. Pero nada daba su fruto y Kandrek se dispuso a llamar al fresuisk del reino.

Cuando el fresuik llegó, pronunció unas palabras y la puerta se abrió como si nada la hubiera estado sujetando.

Nada más entrar, encontraron el cuerpo de la princesa boca abajo, y cuando le dieron la vuelta, vieron que en la cara desfigurada de la princesa había un rostro de terror que jamás pudieron borrar de su mente. Todos los que allí había, buscaban alguna pista del autor del horrible acto, pero no lograron encontrar nada; por lo que dedujeron que había un traidor entre sus filas.

Días después del suceso, el reino estaba sumido en el más terrible caos, soldados que se acusaban unos a otros; ciudadanos que juraban haber sido testigos de todo el suceso, pero que solo hablarían cuando se les proporcionara una gran suma de dinero.

En fin, lo que suele ocurrir en cualquier tipo de desgracia, llegaron al reino tipos con la fama de pertenecer a la peor calaña de todos los lugares cercanos al gran Jazkilit.

Mientras tanto Kandrek intentaba por todos lo medios no sentirse afligido por la muerte de su doncella, pero todos sus intentos eran en vano. Había días en los que lloraba amargamente y otros momentos de lucidez en el que recordaba todos los tiempos pasados junto a ella. Pero para él no existía el consuelo, sólo vengar la muerte de su doncella, y para ello estaba dispuesto a hacer todo lo necesario.

Por el gran castillo paseaban ahora grandes liuytyr, con sus pesadas hachas y con sus grandes cachiporras; también había ahora pequeños moiuy, que vigilaban escondidos en cualquier esquina.

Un mes después de la muerte de la princesa, una llegada les volvió a recordar a la doncella, y es que una chica con la misma edad de la princesa, preguntaba por ella.

Al saber la desgraciada noticia relatada por los habitantes del reino, se dirigió con su espada alzada al bosque de Cyuar. Pronto todos los habitantes olvidaron a la extraña muchacha; todos menos Kandrek, que tras coger su espada, y meterla en el cinto, se dispuso a averiguar todo sobre la muchacha y su relación con la doncella.

 

©glencos productions

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

2 comentarios

Jose - chocolate -

Que imaginación!! una pena que el blog no siga

Saludos

Jakeukalane (Albero) -

¿Por qué sabían que la princesa estaba siendo atacada? Sin duda, al ver que la puerta no se abría, alguien dijo eso. Ese alguien seguro que es el culpable...Aunque estaba en dos sitios a la vez... Qué extraño.

Seguro que con el devenir de el relato averiguaremos más cosas.

Jakeukalane

http://tuscriaturas.blogia.com
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres